Los productos de la naturaleza han sido siempre una excelente base para los cosméticos. El aloe vera, los aceites de oliva, argán y yoyoba, las almendras o el jugo de naranja forman parte de cremas y geles con efectos muy positivos…